Salud & Bienestar

Como Afecta la Adicción al Tabaco al Cuerpo Humano.

Hoy se celebra el Dia Mundial Sin Tabaco. Por ello en #JotaPosta dialogamos con el Doctor Alejandro Videla, Coordinador de la Clínica de Tabaquismo del Hospital Universitario Austral sobre esta adicción que afecta gran parte de la población.

“Su uso se mantiene, a pesar del conocimiento de que problemas físicos o psíquicos recurrentes o persistentes, son causados o exacerbados por dicha sustancia” Incia explicando el profesional.

En este sentido detalla cuales son, clínicamente, los patrones específicos que determinan la adicción “debe estar manifestado por tres o más de los siguientes ítems en algún momento en un  período continuo de 12 meses” confirma y se explaya “La Tolerancia, tanto por la necesidad de aumento progresivo de la dosis para lograr el efecto deseado, como por disminución marcada del efecto con el consumo continuado. Otro es la abstinencia, es decir la aparición de síntomas atribuidos a la ausencia o disminución de la droga o que bien que se alivian o controlan totalmente al administrarse la droga. Y por último cuando la droga es consumida en  cantidades mayores o durante un período largo más prolongado de lo que originalmente se pretendía”.

El especialista sostiene que en los pacientes “existe un deseo constante y un esfuerzo inefectivo de suprimir o controlar su uso” por lo que “se emplea mucho tiempo en actividades relacionadas con la obtención de la sustancia (como el desplazarse distancias largas) o su consumo (el fumar un cigarrillo tras otro)”. Este conjunto de factores determinan una “reducción o abandono de actividades laborales, sociales o recreativas importantes debido al consumo de la sustancia”.

Acerca de cuáles son los orígenes que determinan el Tabaquismo, Videla quien también es Consultor del Programa Nacional de Control de Tabaco del Ministerio de Salud y Desarrollo Social de la Nación, determina que “la principal causa es la acción de la nicotina sobre el cerebro. La nicotina es una base liposoluble e hidrosoluble que liberada  por cigarrillos alcalinos o la  pipa, es rápidamente absorbida por la mucosa nasobucal y los alveolos pulmonares, alcanzando un pico de concentración plasmática a los 10 minutos.  La concentración arterial  llega a ser 10 veces mayor que la venosa, y la vida media es de 2 hrs. Los cigarrillos contienen entre 6 a 11 mg de nicotina, de los cuales ingresan entre 1 y 3 mg. De este modo, un fumador de 20 cigarrillos/día absorbe entre 20 a 40 mg por día”.

En este aspecto continua diciendo que “la nicotina actúa sobre receptores colinérgicos en múltiples sitios del cerebro, desencadenando  liberación de catecolaminas  -en especial dopamina- en el mesencéfalo, principalmente en el centro de la recompensa o gratificación (nucleus accumbens). Entre sus efectos se incluyen aumento de receptores nicotínicos cerebrales, cambios regionales del metabolismo de la glucosa y del trazado del  electroencefalograma. Actúa así como estimulante psicomotor y activador del centro de la recompensa, con refuerzo positivo con cada cigarrillo, dando origen a una  compulsión por fumar y desencadenando síntomas de abstinencia ante la suspensión”.

Para el especialista otro vector a resaltar es que el consumo es determinado por “aspectos sociales y comportamentales”.

En otro sentido los gestos, rituales  y estímulos sensoriales como la visión del envase, el gusto del cigarrillo, el olor del humo originan “un condicionamiento secundario”.

Videla manifiesta incluso que factores sociales como el costo del atado, la influencia de la publicidad y la influencia del grupo de referencia “contribuyen al inicio y mantenimiento de la adicción”.

Según un Informe del Cirujano General de EE.UU., 2014 el Tabaquismo no solo es la primera causa de muerte evitable a nivel mundial, sino que es responsable de la muerte del 50% de los fumadores, y acorta la vida de los fumadores en 10 años.

“Es causante de cáncer de pulmón, infarto agudo de miocardio, accidente cerebro vascular y enfermedad pulmonar obstructiva crónica. Empeora el curso de otras muchas enfermedades. En Argentina se estiman 40.000 muertes anuales por fumar” refiere el entrevistado.

Para la Organización Mundial de la Salud, la cifra más aceptada es de 500 millones de muertes para el año 2050. “Esa cifra es solo de las muertes de fumadores y podría ser mucho mayor si se incluyen las víctimas del tabaquismo pasivo.  La mitad de los fumadores mueren a causa de una enfermedad producidas por el cigarrillo y viven en promedio diez años menos que los no fumadores” expande Videla.

Y agrega que “En Argentina es responsable de 40.000 muertes anuales, 6.000 por tabaquismo pasivo”.

El Coordinador de la Clínica de Tabaquismo del Hospital Universitario Austral menciona las múltiples enfermedades que derivan del cigarrillo “a nivel respiratorio produce enfisema, una enfermedad caracterizada por falta de aire progresiva e imposibilidad de realizar las tareas cotidianas. A nivel cardiovascular produce infarto de miocardio y varias formas de cardiopatía isquémica. También produce embolia de cerebro y ulcera gastrointestinal”.

Dr. Alejandro Videla, Coordinador de la Clínica de Tabaquismo del Hospital Universitario Austral.[/caption]

Videla explica que está demostrado que “los fumadores de 10 cigarrillos por día tienen mayor riesgo de sufrir Cáncer de páncreas, Infarto agudo de miocardio y disminución de la movilidad de los espermatozoides entre muchas otras enfermedades”.

En esta línea destaca que en el caso de la mujer fumar menos de un atado por día “triplica el riesgo de sufrir fracturas de tobillo, disminuye la fecundidad y aumenta el riesgo de embarazo ectópico”.

La adicción implica también “riesgo de sufrir enfermedades también depende de predisposiciones genéticas, y personas que fuman menos de un atado por día pueden estar en riesgo de sufrir enfermedades graves”.

“No hay una cantidad segura de cigarrillos que se puedan fumar” sentencia Videla.

Continuando con las consecuencias al cuerpo que el tabaco ocasiona el profesional refiere a que “está presente en el 90% de los casos de cáncer de pulmón y el riesgo es mayor a mayor consumo de cigarrillos”.

Iniciada la adicción es complejo revertir las consecuencias, Videla es claro en este aspecto “el único modo de prevenir la aparición del cáncer es dejar totalmente de fumar. El tiempo para que el riesgo disminuya varía entre 5 y 10 años y por eso es muy importante tomar la decisión de dejar lo antes posible. Además el cigarrillo induce cáncer de lengua,  de laringe y de otros órganos”.

Otra estadística interesante es que a causa de los múltiples efectos negativos del cigarrillo, los fumadores viven en promedio 10 años menos que los no fumadores. A mayor consumo diario de cigarrillos mayor riesgo de morir: el 50% de los fumadores de 70 años fallecen contra 80% de no fumadores fallecidos a la misma edad.  Aun con consumo de 10 cigarrillos diarios se duplican las chances de morir.

El tabaquismo es responsable del 80% de los ataques cardiacos en menores de 50 años, aumenta 4 a 5 veces el riesgo de accidente cerebro vascular y es culpable de 30% de todas las muertes por cáncer y del 90% de las muertes por enfermedad pulmonar obstructiva crónica.

“Se calcula que en el mundo 1.200.000 personas tienen cáncer de pulmón. De ellas 1.100.000 morirán como consecuencia de la enfermedad” concluye el Consultor del Programa Nacional de Control de Tabaco del Ministerio de Salud y Desarrollo Social de la Nación.

CIGARRILLOS ELECTRÓNICOS

En una última mirada el especialista presenta su opinión respecto a los cigarrillos electrónicos como sustituto del cigarrillo tradicional “Son dispositivos que producen aerosoles (llamados por los usuarios vapor y vapear a su uso) mediante el calentamiento por baterías de una solución  habitualmente basada en propilenglicol o glicerol” explica y agrega “se pueden utilizar con cartuchos que contienen concentraciones variables de nicotina (entre 0 y 24 mg). Los fumadores en varios países refieren frecuentemente utilizar el CE como herramienta para dejar”.

En  EE.UU.de los fumadores actuales que habían intentado dejar en el último año, más de la mitad habían probado el cigarrillo electrónico y 20,3% lo usaban al momento de la encuesta. Para Videla “no existe evidencia de que sirvan para dejar de fumar, sino justamente lo contrario” y resalta que “en Argentina su comercialización está prohibida por el ANMAT”.

Show More

Related Articles

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Este sitio usa MATA-HOYGAN para eliminar el Lenguaje HOYGAN y Censurar el Lenguaje Obsceno.

Close