ActualidadSalud & Bienestar

El Hospital de Clínicas ya Cuenta con el Primer Tomógrafo Nacional para el Tratamiento del Cáncer

Después de 12 años de investigación y desarrollo, especialistas del Grupo de Sistemas Digitales y Robótica del Centro Atómico Ezeiza de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA) concluyeron el armado del primer tomógrafo PET desarrollado y fabricado totalmente en el país en su lugar de funcionamiento.

El equipo –que se utilizará en el diagnóstico de enfermedades oncológicas y cardiológicas– ya se encuentra instalado en un espacio especialmente acondicionado dentro del Servicio de Medicina Nuclear del Hospital de Clínicas José de San Martín, perteneciente a la Universidad de Buenos Aires (UBA).

Este tipo de tomógrafo ofrece una precisión todavía insuperable y permite detectar anomalías en un estado prematuro. Curables. Sin embargo, ningún hospital público del país lo tenía.

Foto Gentileza CNEA

El  AR-PET de diseño y fabricación 100% nacional permitirá obtener imágenes anatómicas y funcionales del cuerpo humano de forma no invasiva, brindando un diagnóstico preciso de ciertas enfermedades como el cáncer, problemas cardíacos y trastornos cerebrales.

 

El equipo desarrollado por la CNEA puede, además, operar con dos de sus seis componentes principales, lo que facilita que el equipo sea reparado sin interrupciones en la prestación de sus servicios.

Gerardo Rank, jefe del servicio de Medicina Nuclear del Hospital de Clínicas de la ciudad de Buenos Aires, presente al momento de la instalación detalló que “Lo que más les importaba a los colegas era saber cuándo lo tendremos operativo y cuándo podrían mandarnos pacientes. La mayoría de las consultas eran de médicos del interior, donde ni las clínicas privadas tienen este equipo”

Ese hito tecnológico fue logrado por un equipo de seis ingenieros de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA) que trabajan en este proyecto desde hace 12 años. El desarrollo, que tuvo la colaboración de la sede porteña de la Universidad Tecnológica Nacional (UTN), permite imaginar que lo que a nivel mundial comercializan tres empresas, Phillips, General Electric y Siemens, ahora se pueda fabricar en la Argentina y a la mitad de precio: unos 600 mil dólares.

Foto Gentileza CNEA

¿Para qué sirve un PET?

Es un estudio de alta complejidad que permite obtener imágenes anatómicas y funcionales del cuerpo humano, brindando un diagnóstico preciso de ciertas enfermedades como cáncer, problemas cardíacos y trastornos cerebrales. Además de no ser invasivo, puede detectar lesiones muy pequeñas con gran precisión.

Show More

Related Articles

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Close